Reciclar, ahorrar energía, elegir productos reutilizables, proteger los ecosistemas, reducir la contaminación, y ahorrar agua, son algunas de las acciones que hoy pueden contribuir de manera directa en la preservación del medio ambiente.

Y es que Colombia es un país único cuando de medio ambiente se trata. Según el Ministerio de Ambiente, alberga cerca del 10% de la biodiversidad mundial, contiene cinco reservas mundiales de biósfera y es el segundo país con más biodiversidad por kilómetro cuadrado. Estos hechos convierten al país en una potencia mundial a nivel medioambiental y lo ubican en el Grupo de Países Megadiversos Afines del Mundo.

Sin embargo, pese a la riqueza ambiental, la amenazas para el país son grandes, sino se logra una sensibilización y cambios de hábitos de sus habitantes.   Así que todos los esfuerzos que puedan realizar personas, organizaciones y empresas, el país lo agradecerá inmensamente.

Uno de los anavar pill where to buy diferenciales grandes de Condominio San Francisco Campestre, está relacionado precisamente con su contribución al medio ambiente, al ser el primer proyecto bioclimático de Colombia.

¿Por qué es bioclimático? 

Hay tres razones fundamentales. La primera, porque va a utilizar energía solar para iluminar todas las zonas comunes y sociales del condominio. Lo hará a través de la instalación de paneles solares en puntos estratégicos del proyecto. Doima – Tolima, la zona donde actualmente se construye Condominio San Francisco Campestre, ubicada a 30 minutos de Ibagué,  tiene una radiación solar especial, diferente al resto de zonas del país, lo que permite que se pueda desarrollar con éxito el uso de energía solar, una fuente mucho más limpia que la tradicional, porque no genera afectaciones, ni incrementa el calentamiento global debido a que no produce gases de efecto invernadero, ni subproductos peligrosos para el medio ambiente, lo que a su vez ayuda a tener calidad de aire.

“La pandemia sigue poniendo sobre la mesa varios temas trascendentales. La salud de los colombianos, los posibles confinamientos, y las maneras para hacerle frente a una enfermedad que sigue dejando muertes en todo el mundo, hacen parte de la agenda vital que se vive en el país.   Uno de los temas que sigue tomando fuerza es la calidad del aire, precisamente, porque la mortalidad de Covid aumenta en ciudades donde hay niveles mayores de contaminación. Ciudades como Bogotá y Medellín registran niveles muy altos de contaminación que afectan la calidad del aire que respiran sus habitantes. “Vivir en Doima es tener la certeza de respirar aire puro siempre”, manifestó Andrei Varón, Gerente General de San Francisco Campestre

Energía solar en las casas

La energía solar en Condominio San Francisco Campestre no solo estará presente en las 13 hectáreas de zonas comunes, sino también en las 293 unidades de vivienda, dado que dentro del reglamento de propiedad horizontal quedó establecido esta iniciativa, que sin duda aportará elementos valiosos al medio ambiente.

Segundo, porque va a tener reutilización de aguas lluvias. Condominio San Francisco Campestre cuenta con tres lagos que van a estar interconectados. Uno de ellos tiene 6 metros de profundidad y será utilizado como almacenamiento de aguas lluvias, desde donde se instalará una red encargada de regar las zonas verdes del condominio. Es decir, que no se utilizará agua potable para este propósito, lo que además permitirá que el costo de administración de Condominio San Francisco Campestre sea uno de los más económicos del centro del país.

Y tercero, porque durante el proceso de construcción, no se generan escombros, dado que todos los materiales -luego de un proceso industrial- se reutilizan en capa vegetal, de acuerdo a la normatividad de INVIAS.

“Estamos comprometido con la preservación del medio ambiente. Somos un proyecto sostenible, y eso nos llena de orgullo. Queremos seguir aportándole al desarrollo del Tolima”, indicó Andrei Varón, Gerente General de San Francisco Campestre.

En el Tolima, se construye orgullosamente, el primer proyecto bioclimático de Colombia. ¿Ya lo conoce?

Clima inigualable, grandes fuentes hídricas, excelente radiación solar, avistamiento de aves, espacio para deportes extremos, y los mejores paisajes del Tolima, convierten a Doima, en un destino ideal para respirar aire puro y disfrutar de todos los beneficios que ofrece la naturaleza.

Cierre los ojos por un momento e imagínese un lugar donde pueda disfrutar del sol, pero también de forma simultánea, pueda deleitarse con una brisa permanente que alcance hasta los 20 kilómetros por hora. ¿Ya se lo imaginó? Perfecto.  No tiene que ir a dos sitios diferentes, solo debe visitar Doima, un lugar mágico, ubicado en el suelo urbano del municipio de Piedras, a solo 30 minutos de Ibagué – donde se construye actualmente condominio San Francisco Campestre-.
Generic viagra cialis levitra pack what is female viagra viagra or cialis opinions
¿Cómo llegar a Doima?

Hay dos maneras de llegar. Si usted se encuentra en Ibagué, puede tomar la vía norte del Tolima. En el kilómetro 18 encontrará el famoso cruce Cerritos que lo desvía y llevará a Doima en tan solo 15 minutos. Tambien, puede llegar a Doima por la vía Buenos Aires. Ideal para personas que vienen de Bogotá y se movilizan en vehículos 4X4 dado que la vía no está pavimentada.  Sin embargo, desde la administración del ex alcalde de Piedras Pedro Bocanegra (2016-2019), se vienen adelantando valiosos trámites ante INVIAS y organismos de Cooperación internacional para garantizar la pavimentación de esta vía, y todo indica que está muy cerca

 

Clima único

Doima siempre ha sido reconocido por su excelente clima.  Algunas personas hablan de microclimas, porque es posible disfrutar del sol y la brisa en el día. De hecho, en las noches la temperatura podría bajar hasta los 10º aproximadamente, dependiendo la época del año, dada la altura de 630 metros sobre el nivel del mar que tiene la zona, ideal para el descanso.

 

Calidad del aire garantizada

Y es que el clima de Doima permite que todos sus visitantes disfruten de verdadera calidad de aire. En una época donde cada vez es más difícil encontrar lugares donde se pueda respirar aire puro, Doima levanta la mano y dice: ¡presente!

 

La naturaleza es salud

Según la Organización Mundial de la Salud, en promedio 12,6 millones de personas mueren anualmente en el mundo por enfermedades asociadas a la mala calidad del aire. En Colombia, según el Departamento Nacional de Planeación (DNP), cada año se registran cerca de 8.000 muertes por enfermedades asociadas a la baja calidad del aire. Por eso, estar en Doima -donde se construye San Francisco Campestre– significa respirar aire puro de verdad.

 

Fuentes hídricas

Otro de los atractivos de Doima son sin duda sus fuentes hídricas. El Rio La Opia, por ejemplo, que bordea todo el sector de Doima, tiene una extensión de 63 kilómetros de recorrido, desde su nacimiento en Ibagué hasta su llegada a desembocar al rio magdalena.  Ocupa más del 70% de su recorrido dentro del municipio de Piedras, al cual pertenece Doima. Cuenta con diferentes balnearios llenos de naturaleza ubicados a solo a 20 minutos de Doima.  La Opia es considerada una de las fuentes hídricas más importantes del departamento del Tolima.

La quebrada Doima por su parte, es otro de los afluentes reconocidos de la zona, y tiene un espacio tipo balneario donde los turistas pueden disfrutar de sus aguas cristalinas a solo 10 minutos de San Francisco Campestre.

Doima, además de estar rodeado de estas fuentes hídricas superficiales, también cuenta con fuentes hídricas subterráneas. Es una de las zonas más ricas de agua subterránea en Colombia.

 

Empresas utilizan beneficios de la radiación solar de Doima

Doima es una de las mejores zonas de aprovechamiento de energía solar en Colombia. Khiron, multinacional de origen canadiense, tiene una planta de cannabis medicinal en Doima que desarrolla parte de su operación con energía solar. Está ubicada a 5 Kilómetros de San Francisco Campestre.

La Reserva de la Hacienda -primer arroz en Colombia en haber obtenido el reconocimiento de denominación de origen-, también tiene parte de sus cultivos y operación en Doima.

“Las condiciones climatológicas, físicas y geográficas de Doima son espectaculares, y hacen que el arroz sea diferente en comparación con otras zonas del país. La radiación solar de Doima es de muchas más horas que en el resto de zonas del país. Su tierra es volcánica y su altura sobre el nivel del mar es privilegiada, lo que hace que los procesos en la planta de arroz se alarguen un poco más. Nosotros no vamos a 120 días (De proceso de siembra), sino a 130 o 145 días, esos días de más le dan templanza al grano, finura y capacidad de absorber más nutrientes”, aseguró Ricaurte Rivera, Gerente de La Reserva de la Hacienda.

 

Proyecto bioclimático  

San Francisco Campestre, condominio que se construye en Doima, es el primer proyecto bioclimático de Colombia, porque desarrollará, entre otras iniciativas, el uso de energía solar para sus zonas sociales y comunes. Las 293 viviendas que se construirán en San Francisco Campestre tambien implementarán paneles de energía fotovoltaica en sus unidades residenciales contribuyendo de manera directa con la preservación del medio ambiente.

Avistamiento de aves

Doima está rodeado por un ecosistema tipo bosque seco tropical, uno de los ecosistemas             -junto con el de páramo- más amenazados de Colombia. Este ecosistema es ideal para el avistamiento de aves.

San Francisco Campestre, sembrará cerca de 2400 árboles, lo que aumentará la posibilidad de apreciar aves exóticas en Doima.

 

Paisajismo

Caminar por Doima, desarrollar actividades como senderismo o cabalgatas ecológicas, es tener tiquete en primera fila para disfrutar de un espectáculo realmente mágico, donde se pueden apreciar paisajes alucinantes. Las tetas de Doima, y los nevados del Tolima, de Santa Isabel, del Ruiz, y los cultivos de arroz y maíz, donde el verde es protagonista, hacen parte del abanico de posibilidades que se pueden disfrutar en Doima.

 

Deportes extremos

Los amantes del ciclo montañismo, cuatrimotos y comprar viagra 25mg vehículos tipo bugguis, encuentran en Doima y en su entorno, el lugar perfecto para poner a prueba todo su talento y adrenalina. Las montañas y los mejores paisajes, se convierten en la compañía permanente de los deportistas.  La ruta que más realizan es   Doima – Camao – Piedras – Guataquisito.

Si leyendo esta nota le dieron ganas de irse para Doima, tranquilo, no se preocupe, lo entendemos, Doima es un paraíso en el centro del país, que vale la pena conocer. Algunos dicen que es el secreto mejor guardado del país. Si ya lo conoce, visítelo las veces que quiera, y de paso conoce San Francisco Campestre, el primer proyecto bioclimático de Colombia.